Translate

jueves, diciembre 8

VILLANCICO












VILLANCICO

Azul-blanco blanco-azul
cielo, nieve, luz y sol;
que va lamiendo la lluvia
la baba del caracol.

La tierra no tiene manta
se la llevó el vendaval;
hace frío en el portal
y nadie al Niño le canta.
Aunque es una noche santa
ya se ha quedado sin sol
Azul-blanca, blanca-azul
la baba del caracol.


Al portal se han acercado
niños que no tienen casa;
y María los abraza.
Aunque todo está nevado
sin comer no se han quedado.
Un brillo de tornasol
azul-blanco, blanco-azul
es baba de caracol.

Por el camino a Belén
el pastor no tiene pastos;
ya le superan los gastos
-el rebaño no va bien-
y ya no gana ni cien.
Se levanta con el sol
cielo, nieve, luz azul
la baba del caracol.

Soy emigrante y protesto
Ya no tengo donde ir;
mi meta es sobrevivir
y caminar con lo puesto.
me desprecian con un gesto
porque no soy español,
azul-blanca, blanca-azul
la baba del caracol.

Azul-blanco blanco-azul
cielo, nieve, luz y sol;
que va lamiendo la lluvia
la baba del caracol.

©Julie Sopetrán


jueves, noviembre 17

MARINA















La mar me suena dulce en los oídos
sus dedos acarician la mirada
van dibujando espumas, transparencias
que deshacen el sol entre la arena
La mar viene a mi noche en remolino
marea de palabra en las corrientes
sube y baja el ardor, la sal germina
en el jardín que es agua de los besos
La mar, raya ondeante del camino
La mar es más ardiente que la luna
La mar, sublimidad de la belleza
su tacto contradice mis esferas
los monstruos me despiertan, todo es agua
y soy pez en el aire de los sueños
El sol se hunde conmigo en el abismo
dormimos en la mar, somos poema
inconsciente, sensual, contemplativo
evoca movimiento en la distancia
y es el verso, toda la mar del mar...

©Julie Sopetrán

martes, noviembre 8

UN ADEMÁN INCONCRUENTE





Tiemblo
la taza se derrama en el traje impecable
de la noche.
Un ataque de pantomima
espanta las palomas dormidas del convento.

Entre los dedos
se desanima el gesto:
en la expresión del culto
que articula la audiencia.

Es una declaración de lo que se siente
o son ademanes defectuosos
que en la oscuridad saben a café con poesía.

Manifestación de sentimientos mudos
acentos afectados
en los virajes de los movimientos.

O tal vez es una mancha en las gafas
que no deja ver la mejilla
en los colores del impacto
o es el mar que me acerca las olas
pronunciando sabores.

Sí, sí, es el gesto de la luna
al pasar por la plaza
que sonríe misterios a las monjas.
O es acaso la sombra en el asombro
del insomnio.

Guiño, ilusión del respingo
garabato en garambaina
torcedura de gesto
o la voz deambulando en el silencio...

Y tú y yo
dando y recibiendo el provecho
que aprovecha la miel
de unos versos libres.


© Julie Sopetrán 

lunes, octubre 24

FLORES DE MAR

     Piedras en la playa - Foto: Julie Sopetrán


Las olas se rompían sobre arenas muy dulces
y me traían piedras pulidas por la espuma:
blancas, marrones, negras... casi aterciopeladas
me parecían diosas creando un mundo libre
Ellas exhiben tactos por mí desconocidos
y las tengo en mis manos y las siento tan cerca
que su piel en mis dedos me hace sentir el agua
la dimensión lejana de las profundidades
Tal vez el movimiento del mar es quien las pule
y las deja tiradas frente a mis pensamientos
para que las recoja como si fueran perlas
La arena es su remanso, mis ojos, su destino
que después de mirarlas las guardo entre mis manos
y me las traigo a casa como si fueran flores.


©Julie Sopetrán

jueves, octubre 13

HOY, TENGO SED

Fernando Zobel - Invierno-húmedo


Tengo sed de sacar
mi corazón al aire
para dárselo en trozos
a aquellos que me odiaron
para calmar la ira
hambrienta de la envidia
y mostrar que la vida
tan sólo es un latido
siento una sed de dar
amor al enemigo
de demostrar que puedo
compartir el tesoro
de la buena amistad
tengo sed de gritar
que no hay nada perfecto
y que en la faz del tiempo
nos burla el ideal
por aquellos que un día
se llamaban amigos
y aborrecieron luego
la flor de la amistad
un dechado de versos
brota de mi latido
perdonando el encono
del odio y la maldad
tengo sed de sacar
mi corazón al aire
de romper la tristeza
en las gradas del mar
pensando que la vida
es un desprendimiento
una bajada al sueño
de nuestra libertad.

©Julie Sopetrán

De mi libro: Rayos de Tristeza.


lunes, septiembre 26

POEMÍNIMOS




Mi
ropa tendida
arropa
vientos.
 

Pinzas unen
lo que tijeras
cortan.

Cuanto más cuido
mi viña
de palabras
más tengo
que aprender
de los
zorros.

A veces
hablo sin ton
ni son
y el tun tun
me calla.

Me llegan
las carcajadas:
de las "peras
del olmo"

Se fue la luz
me quedé
sin tus ojos
a tientas muero.

Todos
somos
payasos
cuando
no
reímos.
 

Delineada
la imagen
todos los planos
te definen.

El misterio
no tiene espejos
sólo marcos
para seguir
el juego
imaginario.

Escribo
para
que tú
me leas.


©Julie Sopetrán

martes, septiembre 20

OSCURANTISMO


La noche se perdía por un lugar cercado
aminoraba el aire su soplo en la materia
un olor a manzanas embriagaba el vacío
y en la luz de tus ojos se quemaba mi estrella.
No sabría expresarte la negrura del viento
duplicidad de sueños en formas contrapuestas
el bien y el mal combaten en círculos cerrados
donde no comprendemos que debemos amarnos.
Si la luz desvistiera los bordes del capricho
y estuvieran tus manos jugando entre mis dedos
no sería tan negra la noche de las pausas
porque son las tinieblas las que nos paralizan
las que instalan las sombras en nuestra incertidumbre
para que en el silencio se restauren los miedos...


©Julie Sopetrán


jueves, septiembre 15

DESCUIDOS



Y dicen, que con el móvil en la mano
de tanto aburrimiento
él siempre decía lo mismo
y demás cada tarde
paseaba calles
con los pasos bizcos
y las palabras ya no tenían
las miradas ardientes
a la vaca le había crecido la cabeza
comía hierba contaminada
y ni ojos con visillos corridos
y ni cordones rotos
y ni oídos
todo sin pájaros ni aleteos
ni piel de gallina sin tacto de rosas
ni perfumes perdidos
en narices tapadas de algodones
sin romanticismo posible
se dio cuenta a tiempo
de caer distraído en el agujero
del pozo
se retiró a un lado
levantó la vista
quería ver el jardín
pero cuando fue a mirarlo
ya no estaba...


©Julie Sopetrán

domingo, septiembre 4

TE VAS




Te vas, se va contigo todo el sol de mis ojos
Piso luces, te vas, ya no escucho a los pájaros
Claro oscuro del bosque, te vas, Osiris llora
Y me toco la frente, regreso, te vas, vuelvo
Me busco un tercer ojo, te vas
por este fuego que transita la ausencia
Vengo de verte ir, de despedir tus besos. Te vas
vuelvo a los pasos que borra la tiniebla. Vas
al tiempo que rompe tus manos en las mías
y crea en la distancia invisibles planetas. Te vas
abres tus alas y nos mira la risa en espejo de llanto
es el tuyo pisándome las lágrimas
Te vas
ciega regreso hacia la noche.


©Julie Sopetrán

viernes, agosto 26

SÓLO LOS BESOS...

  
La guerra ha comenzado
lloran todos los vientos
las sombras oscurecen el corazón del hombre
y un fuego destructivo quema la sementera...
Mientras tanto, mis ojos, buscan tu amor errante.
Las tierras están negras, el verano las hiere
ceniza es ya el rastrojo
y pavesas los besos que sembramos
Dos caras luchan en el umbral del sueño
La senda se ha borrado, todo es humo
que alimenta recuerdos.
Un ángel guarda en su mochila
nuestros gestos,
las luces de tus manos
los colores desnudos
las sombras del suspiro
o los azules vuelos de los pájaros.
La guerra ha comenzado
todo es humo
sólo los besos vuelan.

©Julie Sopetrán

miércoles, julio 20



EN EL SILENCIO

Entre el verdor ácido de la noche
Escuchando el paso de la luna por tus ojos
El olor del monte sonriendo en la ventana
El aire, el beso, lavanda en los colores
Este silencio divagando palabras que
Escribe versos sin decírselo a nadie
Espero verte para soñar que el mundo
Es bueno
En tus ojos la luna disuelve los misterios
Estás conmigo, vuelves
Es la coincidencia, cuando los búhos hablan de ti, de mi
Entramado de voces
Escribimos la noche y nunca, nunca
Es tarde... aunque el cielo esté gris.




©Julie Sopetrán

jueves, junio 23

domingo, mayo 29

RECLAMO

















Soñé tu voz
gradación de un instante de música
sonrosado el tono en los ardores de la tarde
los labios de las cosas pronunciaban tu nombre
y era tornasolado el movimiento
entre las ramas de los árboles...

La lividez en danza de la mariposa
el matiz de los acentos irisando el sentido
la gradación de tus palabras en mi cuerpo
y el silencio atabacado, pardo, cargado de secretos
daba esplendor a las fragancias...

Tu sonrisa, me marcaba los pasos entre las luces suaves de los chopos
mi piel enrojecía al saberte tan cerca
y en el sosiego de un segundo la nada lo era todo
amalgama de flores en vuelo del instante
borrachera de versos, mareo de sabores
y el aliento en la brisa suavizando los pulsos
que transitan la sangre...

Todo emitía el eco de la calma vencida
por los rumores suaves de este cerco enmarcado
que me dejó tan dentro sellada la cadencia
del sueño en embeleso de escucharte...

El deseo era esencia en la memoria
timidez de recuerdo vagando por el campo
y es allí, ahora
donde sigo escuchando
tu palabra en reclamo...

©Julie Sopetrán

viernes, mayo 20

VOCES FRENTE AL MAR











Y no hay risa que rompa este sintiempo
por donde viene el mar dándome vueltas;
son brisas derretidas en el aire
gotas del agua restallando besos.
Escucho por la playa como voces
son dos relinchos de caballo y yegua,
que el agua despereza en las orillas
relamiéndose el musgo de la tierra.
Son los únicos ruidos que transitan
por mis sueños. Reptan las caracolas
mansión errante con la muerte acuestas.
Agua y viento, los gritos de las olas
placeres deslizándose en mi cuerpo
como esa fuerza libre entre la arena.


©Julie Sopetrán

miércoles, mayo 11

MUSAS Y GRILLOS

Foto de internet

Mientras paseo a solas
por la verde chopera,
un pájaro comenta
de los poetas muertos,
muchos viven a solas
o caminan a ciegas
por los tristes suburbios
sin papel ni bolígrafo.
Las musas achacosas
no están en los jardines,
comen pescados muertos
y frutas putrefactas,
sus liras ya no suenan
las cuerdas están rotas
y apenas ya ni pueden
inspirarnos sus cantos.
Deteriorado el soplo
todo el numen, se pierde.
El pájaro me ha dicho
que las musas celebran
asamblea, en el hueco
donde viven los grillos.
¿Quién sabe lo tratado?
No se escucha el silencio,
en pequeños rebotes
los insectos alados
grillan los contenidos.
Todo ha quedado en acta
roces de alas a pares
desdicen el asunto,
y el pájaro me ha dicho:
que si quiero inspirarme
he de entender la lengua
del susodicho insecto.

©Julie Sopetrán

Mis queridos lectores. Después de terminar este poema y buscando en internet una foto para el contenido del mismo, en Dominio Público, me encuentro con el siguiente video que me ha puesto los pelos de punta. Dejo a vuestras opiniones los contenidos si es que tenéis tiempo de leer y escuchar. Gracias. No puedo subir directamente el video, se puede ver en esta página.

http://ecoturismoesoterico.blogspot.com.es/2015/10/hermoso-les-dejo-con-esta-increible.html

domingo, abril 24

¿A QUIÉN LE IMPORTAS?



                              Foto de internet - Dominio Público


Hoy me puede el dolor de tu mirada
niño del mundo, ajeno al egoísmo;
miras tan alejado de tí mismo
que en tus ojos se muere la alborada.

Sin casa, sin familia, sin frazada
a la orilla del hambre y del abismo;
tiemblas como la tierra en un seísmo
y conformas tu esencia entre la nada.

Las luces de tus pasos son errantes
caminando, y en trenes y en pateras
sin encontrar a nadie que te acoja

Sigues el rastro de los emigrantes
vives en el umbral de las afueras
y a nadie, le interesa tu congoja.

©Julie Sopetrán


sábado, abril 9

LLAMADA



Han llamado suspiros a mi aldaba de barro
apenas si podían golpearme el vacío
era un silbo tan suave
que envolvía la idea
revés de sentimientos
en las puertas
del llanto.

Impulso arrebatado
que marca la existencia
golpe en latido abierto circulandome vida
en los huecos que giran
en torno a la materia.

Una voz casi sangre invade los espacios
me llama, me recrea, suave, fuertes los golpes
sus nudillos al tacto
me recorren la frente.

Relámpago, cual beso que deshace la lluvia
o rayo como llave quebrada en dos mitades
que dispersa en el aire
su homofonía flébil.

Compases me derivan
al ansia que me vuela
atrapándome en sueño de tenerte en mis brazos
cual deseo engarzado con fugaces estrellas.
  

©Julie Sopetrán 

jueves, marzo 24

LAS MUSAS



Sarcófago de las musas - detalle - Museo Catedral de Murcia


Dormidas en regazo son deidades divinas
que regalan el tacto deiforme de los dioses;
lo demás es un eco con diferentes toses
que arrancan al silencio las sangrantes espinas.

Seguida por las musas, sonámbula caminas
rezagando en suspiros las llamativas poses;
que guardan las palabras para que las adoses
y las dejes en vuelo libres y cantarinas.

Dormidas en delirio de versos, van y vienen
jugando en sentimiento de música y delicia;
con la trova en los labios en la idea intervienen
para evocar el sueño que al numen beneficia

y aunque quieras marcharte, con fuerza te retienen
dejándote en el alma sones de su primicia.


©Julie Sopetrán

lunes, marzo 21

EL POETA QUE SE FUE A BUSCAR PALABRAS A UN PUEBLO VACÍO



De mi pueblo fui guardando
el recuerdo de las horas
el tiempo de aquellos juegos
que parecían auroras
El placer de los amigos
el dolor de sentir sola
el color de aquellas risas
rubor de niña-amapola
Emigrantes de la sombra
palabras de fuentes puras
las cruces del cementerio
no están en las sepulturas
Las chimeneas no humean
ni cuelgan de los balcones
aquellas colchas de seda
que parecían mantones
cuando en el Corpus pasaba
el Señor por cada puerta...
Cuando íbamos a por agua
dejando la casa abierta.
En las calles empedradas
se apodera la maleza
hierba hiriente son los cardos
adornando la tristeza
Palabras entumecidas
rotas entre muebles viejos
por las paredes oscuras
ya no miran los espejos
Gritos de arañas salvajes
La soledad me requema
y en el dolor de esta nada
me discrimina el poema
Palabra de labradores
que la simiente enterraron
para perder la cosecha
de todo lo que sembraron
Ya no hay gallos que despierten
La luna, torna quimeras
alumbra a un sólo vecino
que trasnocha primaveras
Y ya no brotan los olmos
de Machado en la garganta...
Sin árboles y sin niños
¿Qué poeta es el que canta?
Latido de acento claro
ya sin lápiz ni papel
sobre las calles de barro
el verso deja su piel
Allí encontré un diccionario
entre la pared hundida
Palabras son de mi llanto
sobre resquicios de vida.

©Julie Sopetrán


sábado, marzo 12

HAIKUS



Sobre la cima
el volcán se despierta
entre las nubes.

En la oquedad
el vacío sonríe
a los azules

Humean brasas
la boca exhala al viento
la combustión

En el declive
hay flores amarillas
de la retama

Y el cráter fija
el fuego de la tierra
sobre la tarde

En los enebros
negras, azules bayas
ríen el tiempo

Lava en las venas
materia incandescente
funde el silencio.


©Julie Sopetrán
  

miércoles, marzo 2

UNA VISITA AL CEMENTERIO


Gladiolos. Fotografía de Leyla   https://darkpink.wordpress.com/


Cuando entré al cementerio
escuché varias voces llamándome "poeta"
me miré las manos

y recogí el frío de mi piel en ellas
se quedó mi mirada frente a las tumbas
de mis padres
y contesté al silencio
"ellos sí eran poetas"

Todas las voces me seguían
querían beber no sé cuántas palabras ocultas
que yo no conocía

me podía el llanto y no pude llorar
volví sobre mis pasossin rezar


Me miraban, esperaban que les dijera algo
pero el silencio lo decía todo
y seguía escuchando...

"poeta, poeta, poeta"
les respondí que no, que no

!ellos sí que lo fueron, y anónimos lo son"
me fui, cerré la puerta

y todas las voces se volvieron
a mirar a mis padres.


©Julie Sopetrán

Dos de Marzo, años que murió mi madre.

lunes, febrero 22

AMANECER




Una y una en el cielo las estrellas
multiplican de dos en dos las luces
equiparadas en los sueños
y más de tres, se alejan
huyen, deshacen su belleza en el fugaz instante
y transita por mi día la noche
con sus matices de infinitos destellos

el temor a las sombras, acrecienta los miedos
y el sol abre los cielos para alumbrar espacios
por las viejas ventanas
es tu mirada, se me acerca deshaciendo el silencio
siento su luz sedosa por el rincón oscuro
donde crece la niebla por mi cuerpo

por las rendijas de la puerta
se propagan los rayos, son espadas brillantes
hechas de sol y fuego
juegan, se divierten robándome el impulso
las sombras heridas de luz mueren
en todas las orillas

tus ojos, son tus ojos los que pueblan
de luz, mi alma
y así en un dos por tres
me cambias la costumbre
me transmites la música.

©Julie Sopetrán



domingo, febrero 14

EL AMOR





El amor no dura tanto
es como un rayo que abrasa,
te destruye cuando pasa
y te arrebata el encanto.
El viento, lo torna  canto
En soledad no lo aguantas
con los celos lo quebrantas,
cuando el tiempo lo desdice
San Valentín lo bendice
y así, mientras dura, cantas.

©Julie Sopetrán